Blog de opiniones sobre libros de actualidad: novela negra, thriller, ficción, histórica, hechos reales… todo tiene cabida en nuestras lecturas.

Además, entrevistas y encuentros con autores y un listado de firmas en toda España para que no os perdáis cuando pasa vuestro autor favorito por vuestra ciudad.

miércoles, 20 de julio de 2016

DONDE LOS ESCORPIONES - Lorenzo Silva


No hay nada mejor para comenzar una nueva lectura cuando tienes tantas pendientes, que tener el libro en tu poder y que te inviten a una presentación con el autor, ya que entonces sientes la necesidad de llevar algo visto para poder tener una mejor visión de la novela y, llegado el caso, si te surge alguna cuestión poder hacérsela llegar al escritor.

Por eso cuando nos invitaron a un encuentro en plena Feria del Libro, en la Biblioteca Eugenio Trías, no sólo teníamos claro que íbamos a asistir, sino que además esta novela adelantó a otras muchas que estaban esperando su oportunidad.

EL AUTOR

Lorenzo Silva (Madrid, 1966) ha escrito, entre otras, las novelas La flaqueza del bolchevique (finalista del Premio Nadal 1997), Noviembre sin violetas, La sustancia interior, El urinario, El ángel oculto, El nombre de los nuestros, Carta blanca (Premio Primavera 2004), Niños feroces, Música para feos y la Trilogía de Getafe. En 2006 publicó junto a Luis Miguel Francisco Y al final, la guerra, un libro-reportaje sobre la intervención de las tropas españolas en Irak y en 2010 Sereno en el peligro. La aventura histórica de la Guardia Civil (Premio Algaba de Ensayo). Además, es autor de la serie policíaca protagonizada por los investigadores Bevilacqua y Chamorro, iniciada con El lejano país de los estanques (Premio Ojo Crítico 1998) y a la que siguieron El alquimista impaciente (Premio Nadal 2000), La niebla y la doncella, Nadie vale más que otro, La reina sin espejo, La estrategia del agua, La marca del meridiano (Premio Planeta 2012) y Los cuerpos extraños.

ARGUMENTO

Madrid, julio de 2014. Pasados los cincuenta, y ya con más pasado que futuro, el subteniente Bevilacqua, veterano investigador de homicidios de la unidad central de la Guardia Civil, recibe una llamada del responsable de operaciones internacionales. Se reclama su presencia inmediata a 6.000 kilómetros de allí, en la base española de Herat, en Afganistán.

Un militar español destinado en la base ha aparecido degollado, y, junto a él, el arma del delito: una hoz plegable de las usadas por los afganos para cortar la amapola de la que se extrae la droga que representa la principal fuente de riqueza del país.

¿Se trata del atentado de un talibán infiltrado? Podría ser, pero también que la muerte tuviera otro origen, porque el ataque no reviste la forma clásica de esa clase de acciones, sino que hace pensar en algún motivo personal.

La misión de Bevilacqua y los suyos no es otra que tratar de desenmascarar a un asesino que forzosamente ha de ser un habitante de ese espacio cerrado. Sus pesquisas, bajo el tórrido y polvoriento verano afgano, les llevarán a conocer a peculiares personajes y a adentrarse en la biografía del muerto, un veterano de misiones bélicas en el exterior que guarda más de un cadáver en el armario, para llegar a un desenlace inesperado y desconcertante.

MIS IMPRESIONES

Hace ya tiempo leí El lejano país de los estanques, la primera entrega de la de la saga protagonizada por Bevilacqua y Chamorro, con la intención de ir dando poco a poco cuenta de las siguientes entregas que ya tenía en mi poder pero, como suele suceder, se han ido cruzando otras lecturas y esas novelas siguen esperando su oportunidad.

Por eso cuando nos invitaron al encuentro/presentación de Dónde los escorpiones, hicimos saltar por los aires la idea de seguir la saga en orden y nos decidimos por su lectura. Ya tendremos tiempo de volver sobre las anteriores. 

Sabemos que nos habremos perdido muchas cosas en cuanto a la evolución de sus personajes principales, pero como las tramas de todas las novelas son independientes, no haber leído las anteriores no nos impedido lo más mínimo disfrutar de esta lectura.

Ya desde el primer momento Lorenzo Silva nos presenta una novela con imágenes de esas que te agarran por dentro, de las que te remueven, de las que no te dejan indiferente, mientras lees en esas primeras páginas de la novela en las que tiene lugar una operación policial en una zona marginal, conflictiva y tristemente conocida por las drogas, de Madrid. Unas imágenes que por si solas pueden parecer normales pero que son tremendas debido a lo que las rodea.

Pero esto no es más que el comienzo porque muy pronto Vila va a recibir una llamada en la que se le ordena ocuparse de la investigación de la muerte de un militar español que se hallaba en una misión internacional en la base de Herat, en Afganistán.

Está claro que la investigación no va a resultar nada fácil. La singularidad de la zona, los distintos estamentos y protocolos que en la base pudieran existir, y las relaciones entre los distintos países que conforman la misión, entre otras cosas, hacen vislumbrar, desde el principio, todos los obstáculos que tendrán que salvar en una investigación policial que se presume complicada por el ambiente en el que va a desarrollarse. Una investigación a la altura de un Guardia Civil veterano, curtido y baqueteado en mil y una ocasiones como es Bevilacqua que contará con la inestimable ayuda de Chamorro.

Lorenzo Silva vuelve a utilizar la trama de una novela de la serie Bevilacqua para hacer un retrato de la España contemporánea, en este caso la misión de un destacamento militar español en Afganistán, pero todo ello desde el punto de vista de alguien que va allí para hacer una investigación de asesinato y se convierte en observador "de lujo" de cómo es el día a día de lo que allí está sucediendo.

Donde los Escorpiones es una novela donde el escenario tiene gran importancia y aporta mucho a la historia que el escritor nos está contando por la singularidad del mismo, donde todo lo que rodea la historia tiene gran trascendencia para la investigación y para quienes, de una manera u otra, forman parte de ella: el paisaje desolador donde está localizada la base, el calor insoportable, la manera de ir vestidos, el polvo que se mastica, el ambiente hostil que los rodea, los distintos idiomas que en la misión se hablan, etc., conformando un fiel reflejo de lo que, y como, se vive en un lugar como aquel.

Lorenzo Silva utiliza una prosa sencilla, cuidada, con un ritmo sosegado, manejando la intriga con maestría, y unos personajes con ricos perfiles psicológicos y muy bien trazados, en una trama bien urdida en la que tensión no decae y en la que "aprovechándose" del punzante sentido del humor de Bevilacqua analiza y critica la situación de la sociedad y el país, y nos incitará a la reflexión.



15 comentarios:

  1. Hola.
    Leí, hace ya algunos años, las dos primeras novelas de esta saga y no terminaron de gustarme tanto como para continuar con ella (y mira que la temática de la benemérita me atrae mucho). Si cae en mis manos la leeré, pero no creo que la busque. Besos

    ResponderEliminar
  2. Me gustaría leerla. Tiene muy buena pinta, pero creo que prefiero empezar por el primero de la serie.
    un besito ;)

    ResponderEliminar
  3. No la tengo pero la leeré seguro porque he leído alguna de la serie y me gustan estos dos Guardias Civiles.

    Bs.

    ResponderEliminar
  4. Solo he leído dos de la serie y este me han dicho que se puede leer sin haber seguido todo el orden, no me gusta hacerlo, pero es que si no creo que se me quedará atrás y la verdad es que me apetece este libro.
    Un beso

    ResponderEliminar
  5. Pues a mi me ha pasado como a vosotras, después de la presentación en Málaga estoy deseando hincarle el diente, pero los compromisos me están reteniendo. Tengo previsto leerla en un par de semanas y estoy segura de disfrutarla un montón. Sólo he leído de la serie La marca del meridiano pero el escenario me atrae un montón y lo que contó el autor más.
    Besos

    ResponderEliminar
  6. Tengo esta saga abandonada, y es una lástima, porque el primero me gustó mucho. A ver si me pongo las pilas y voy leyendo las demás entregas poco a poco.

    Un besito.

    ResponderEliminar
  7. Te he leído por encima porque quiero leerla aunque primero tengo que leer las anteriores, solo he leído tres aunque estoy segura que me encantará, todo lo que escribe este hombre me fascina.

    Un beso!

    ResponderEliminar
  8. Yo también he saltado de la primera a la novena y, como bien dices, seguramente me habré dejado muchas cosas por el camino, pero eso no hay impedido que disfrutaras de esta novela muchísimo.
    Besos.

    ResponderEliminar
  9. YO he leído todas las novelas del autor salvo ésta y la anterior. La anterior ya la tengo y ésta muero por tenerla

    ResponderEliminar
  10. Todavía no he leído ninguna de esta saga, tengo ganas pero me gustaría empezar por la primera
    Besos

    ResponderEliminar
  11. Sólo he leído el primer libro de esta saga. Y me gustó mucho. A ver si me animo a continuar con los siguientes.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  12. Ya sabes que a mi este título me gustó mucho. He leído alguno más de la serie pero siempre voy a "salto de mata" y no sigo el orden. Seguiré leyendo a Lorenzo Silva!

    ResponderEliminar
  13. Hace poquito me tocó un ejemplar en un sorteo así que en breves me pondré con esta historia...además su ambientación me llama muchísimo la atención.

    Besitos

    ResponderEliminar
  14. No he leído nada de la serie, pero no me importaría hacerlo, eso si, desde el principio
    Besos

    ResponderEliminar
  15. Ojú, ojú... hace siglos que no leo a Silva. No es por falta de ganas, conste. Besos

    ResponderEliminar